En el día mundial por la Paz, el movimiento Defendamos la Paz hizo un llamado para exigir la paz, no habituarse al conflicto, no aceptar la desigualdad social y no permitir la destrucción del medio ambiente.

Este martes 21 de septiembre, se conmemoró el Día Internacional de la Paz. Una fecha que tiene como objetivo evidenciar la importancia de dar fin a los conflictos armados, disminuir las brechas sociales y reconstruir la sociedad.

Así, organizaciones y movimientos sociales como Defendamos la Paz, han hecho un llamado a los colombianos para no dejar pasar este día y apoyar el requerimiento que hizo el presidente colombiano Gustavo Petro Urrego ante la Organización de las Naciones Unidas para terminar las guerras y, en un mundo en paz, salvar el planeta.

En su discurso, Petro también instó a este organismo para participar de la construcción colectiva de una justicia social, económica y ambiental que permita el logro de una “Paz Total” en Colombia y en todas las naciones que han sido víctimas o auspiciadoras de las trampas de la guerra, del consumo y de la acumulación de dinero, adicciones y egoísmos.

¿Por qué se conmemora el 21 de septiembre?

El Día Internacional de la Paz fue enunciado por la Asamblea General de Naciones Unidas (ONU), con el objetivo de fortalecer los lazos de las personas de todo el mundo, celebrar la sana convivencia, el encuentro de diversas culturas y promover el desarrollo de la sociedad.

Además, el organismo solicitó a las naciones y a los actores armados hacer un alto al fuego y parar todo tipo de violencia durante 24 horas para que todos los seres humanos reflexionen sobre la importancia de vivir en un territorio libre de conflictos.

El 21 de septiembre está inscrito en la Resolución 55/282 de la Asamblea General de las Naciones Unidas, celebrada el 7 de septiembre de 2001 por la ONU. En esta reunión se estableció que a partir de 2001, todos los años en esta fecha se evocará la Paz como uno de los objetivos comunes de todas las naciones que hacen parte de este organismo internacional.

Este año, la ONU propuso el slogan: “Pon fin al racismo. Construye la paz.” En consecuencia, el Secretario General de la ONU, António Guterres afirmó que “el racismo sigue envenenando las instituciones, las estructuras sociales y la vida cotidiana en todas las sociedades. Sigue siendo un factor clave de la desigualdad persistente. Desestabiliza las sociedades, socava las democracias, erosiona la legitimidad de los gobiernos y es un flagelo que además se encuentra inequívocamente ligado a la desigualdad de género”.

Guterres terminó su discurso pidiendo a todos los ciudadanos “trabajar juntos para desmantelar las estructuras que afianzan el racismo en nuestros entornos. Celebrar la paz. Apoyar los movimientos que luchan por la igualdad y los derechos humanos y denunciar los discursos de odio, tanto en Internet, como fuera de ella. [Así se podrá] reconstruir la confianza y la cohesión social mediante la educación y la justicia reparadora”.

Finalmente, el Movimiento Defendamos La Paz, requirió a los colombianos a través de un comunicado de prensa mantener los diálogos para terminar las guerras, proteger la paz, la vida y trabajar por el cumplimiento de lo acordado.

A continuación el comunicado completo del Movimiento Defendamos La Paz:

 

POR UN MUNDO EN PAZ

En el día mundial de la Paz respaldamos el llamado que hizo el presidente Gustavo Petro ante la Organización de las Naciones Unidas para terminar las guerras y, en un mundo en paz, salvar el planeta. Respaldamos y promovemos su llamado a la construcción colectiva de una justicia social, económica y ambiental que permita el logro de una paz total en Colombia y en todas las naciones que han sido víctimas o auspiciadoras de las trampas de la guerra, del consumo y de la acumulación de dinero, adicciones y egoísmos.

Respaldamos el llamado a no arrodillar ni la racionalidad ni el humanismo, y comprender que lo que está en juego es la existencia de esta casa grande y herida: nuestro planeta.

Hoy y siempre, los diálogos para terminar las guerras, proteger la paz y la vida y trabajar por el cumplimiento de lo acordado, contarán con nosotros y nosotras.