La Federación de Partidos Humanistas ha decidido comenzar una campaña de recolección de firmas para la liberación de las patentes de las vacunas que combaten la pandemia.

Entendemos que el estado de la ciencia actual es consecuencia de un largo proceso histórico que a lo largo de milenios ha permitido acumular, transformar y complejizar conocimientos, métodos y técnicas. Pero en la actualidad, la absurda cultura materialista basada en los antivalores del capitalismo, está impidiendo que las vacunas ya disponibles estén a disposición de toda la humanidad.
Las normas internacionales de derechos humanos establecen con claridad que la salud pública es prioridad por sobre la propiedad intelectual. Sin embargo, los Estados, fuertemente condicionados por las corporaciones farmacéuticas (que pertenecen al gran capital financiero internacional) no cumplen con la liberación de las patentes, impidiendo transferir la tecnología y los insumos necesarios para producirlas. De esta forma gran parte de la población mundial, la de los países empobrecidos, queda expuesta e indefensa ante el virus. Condenando, además, a toda la humanidad a un nuevo crecimiento de la pandemia, puesto que podrán desarrollarse nuevas mutaciones y ya se ha demostrado que el virus no entiende de fronteras.
La campaña que iniciamos tiene como objetivo principal generar conciencia en que las leyes de patentes sobre las vacunas son absolutamente ilegitimas, ya que se apropian de avances que forman parte del patrimonio de la humanidad. Por ello, los Estados y los organismos multilaterales deben implementar acciones que fomenten la plena cooperación internacional, eliminando los obstáculos a la disponibilidad en todos los países.
Desde hace cuatro décadas los humanistas defendemos que los complejísimos problemas económicos y tecnológicos de la civilización actual serán abordados adecuadamente si se reemplaza el paradigma antihumanista actual basado en la acumulación de riqueza y poder, por el paradigma humanista de colocar la salud y la educación integrales como los grandes valores ordenadores de la sociedad.

NO HABRÁ PROGRESO SI NO ES DE TODOS
Y PARA TODOS

FIRMA AQUÍ por la liberación de las patentes