Carta a Julián Assange

23.02.2020 - Jhon Sánchez

Este artículo también está disponible en: Inglés, Italiano

Carta a Julián Assange

Estimado Julián,

Escribir esta carta sería una tarea más fácil si me encontrara en quinto grado. Creo, que si el juez estuviera en quinto grado también, le dejaría en libertad. Sin embargo, cuando crecemos, la lógica se compromete más con intereses personales, el miedo y a veces con la artritis.

He visto algunas de sus entrevistas en Democracy Now y también he leído algunas cosas de usted. De hecho, el sábado pasado fui a la Escuela de Derecho de CUNY para asistir a un panel, en el cual hubo una discusión acerca de su caso y no había dónde poner un pie. El cuarto estaba lleno de sus seguidores, que creían en usted y en lo que había logrado. Incluso, una mujer dijo que le había visto en directo hasta el momento en el que se lo llevaron.

Existen muchas cosas que aun no entiendo, igual que un niño de quinto grado. El gobierno de los Estados Unidos quiere procesarlo porque expuso información verdadera acerca de sus delitos durante la guerra. Uno de los panelistas dijo que esos documentos, videos e imágenes cambiaron la percepción americana de la guerra de Iraq. Nos dimos cuenta que no éramos los ‘salvadores del mundo’ sino el diablo en persona.

Durante el evento me alegró escuchar a Alice Walker que habló a su favor: “Es un hombre que se preocupa por los hechos”. Realmente no quiero citarla mal, pero creo que ella dijo que usted “está obsesivamente preocupado por los hechos”. Pues yo no, porque la realidad fáctica no me parece muy entretenida y como escritor de ficción, me paso la mayor parte del tiempo ensoñando. Bien, si están detrás de usted, que trabaja con hechos de corrupción y hechos de abusos, no me quiero imaginar lo que podría pasarle a alguien como yo, que trabaja con sueños, con suposiciones, bueno, básicamente con mentiras. Nada de lo que escribo es verdad, pero podría ser aún más perjudicial.

Pero los gobiernos, o al menos este gobierno, amenaza a la gente y les infunde miedo, lo cual me lleva a preguntar ¿Qué tipo de cosas podría hacer si tengo miedo todo el tiempo?

La primavera llegó antes de lo esperado a Nueva York este año, y aunque los árboles se conservan desnudos y cobrizos, sin la sombra de ninguna hoja, hay personas que disfrutan el sol y muchos corren vistiendo poleras sin mangas y shorts por las calles. ¿Cuántos de ellos podrían publicar los documentos que usted ha decidido publicar? ¿Necesito el coraje necesario para hacerlo o solo saber que lo hago porque es mi trabajo? Cuando voy a escribir uno de mis sueños, ¿debería preguntarme si es legal o si necesito aprobación del gobierno? Bueno, ahora podemos vivir en la era del sueño con una especie de etiqueta sanitaria de aprobación.

El gobierno trata de hacernos sentir miedo, y eso es lo que mucha gente interpreta como ‘seguridad’. En la tierra donde se propuso la Primera Enmienda, acerca de la sagrada libertad de expresión, el New York Times también sufrió persecución por tratar de publicar los Pentagon Papers. Ese fue un recordatorio de James Goodale. Si este es nuestro precedente, que claramente permitió la publicación de documentos relacionados a la guerra de Vietnam ¿cuál sería la responsabilidad del fiscal que lo busca para castigarlo? Al parecer, los fiscales pueden actuar de forma irresponsable sin consecuencias significativas. Bueno, si se enteraran de su negligencia años más tarde, probablemente van a retirar ‘sus nombres sagrados’ de las salas de la facultad de derecho, y ya. La persecución o el enjuiciamiento son como si fueran una tendencia, una cara de lo que algunos llaman ‘seguridad’.

Después de que  Goodale habló, continuaba preguntándome a mí mismo porqué tenemos el Acta de Espionaje en los libros. Es una ley vaga y amplia a la vez. ¿No debió haber sido derogada desde los tiempos de The Pentagon Papers? ¿Existe algún político interesado en borrarla, o en restringirla por lo menos? Si el gobierno puede desobedecer un precedente así, al menos el Congreso debería hacer algo al respecto. Lamentablemente, ni los republicanos ni los demócratas están interesados en ello.

Renata Ávila, su abogada, nos contó acerca de su vida y nos recordó que muchos de los periodistas que lo denigran, nunca lo conocieron. No estoy seguro de si tiene que agradarme o disgustarme para estar de acuerdo con lo que usted ha hecho, es meramente su trabajo: publicar. Entonces, ¿por qué hay gente que lo quiere ver en la cárcel por el mero hecho de ser o no ser la persona que es? Usted lleva ya mucho tiempo preso desde que no se le permitió dejar la embajada ecuatoriana. ¿Siete años, quizás? La gente se ha olvidado de eso. El gobierno británico interfirió con la decisión soberana de Ecuador de otorgarle asilo, pero lo ignoraron. Claro, el actual presidente de Ecuador, Lenin Moreno, revocó su asilo y su ciudadanía, y los británicos lo pusieron en la cárcel. ¿Qué es lo que los ecuatorianos piensan al respecto? Aun así, es difícil creer que Lenin Moreno estaba actuando por principios. Obviamente ignoró algo llamado Debido Proceso.

Sin embargo, no podemos creer del todo en los jueces británicos después de todos estos ‘percances’. La Sra. Ávila dijo que es muy probable que el juez no vaya a fallar a su favor. No quieren asumir la responsabilidad, así que esto puede ir a la corte de apelaciones, tristemente. Y pensar que los británicos y los estadounidenses acusan al tercer mundo de no tener jueces.

Pero bueno, todo estaría más claro si estuviéramos en quinto grado. Puedo decirle, Julián, que no hizo nada malo, develando al diablo tal y como es, y que no deberían haberlo enviado a ese rincón. Además, ¿quién puede decirnos que solo necesitamos dibujar angelitos?

Me despido por ahora,

Jhon

Si desea escribirle a Julián Assange, puede ir a  writejulianmeets.blogspot.com o https://writejulian.com/ y seguir las instrucciones de la página.

Únase a la protesta global en el Consulado del Reino Unido en Nueva York para marcar el comienzo de la audiencia de extradición completa de Julián Assange el 24 de febrero, 11:00 AM.

British Consulate, 885 Second Ave at 47th St., New York, NY

Para más información, contáctese con: NYCFreeAssange@gmail.com


Acerca del autor: Jhon Sánchez: nacido en Colombia, llegó a la ciudad de New York buscando asilo político, y es un abogado en la actualidad. Sus historias cortas están disponibles en el Midway Journal, The Meadow, Newfound, Fiction on the Web, entre otras. Teleport publicó su primera historia corta en febrero, titulada Handy. DeDramafi, fue publicada en The Write Launch. Además, Storylandia lo va a reimprimir en el issue 36. Fue premiado con la Horned Dorset Colony en el 2018 y con el programa Byrdcliffe Artist Residence para el 2019. En el 2021, el New Lit Salon Press publicará su colección: Enjoy Pleasurable Death y Other Stories that Will Kill You. Para más actualizaciones, viste la página de Facebook @WriterJhon.


Traducción del inglés por Alanissis Flores

Categorías: Asuntos internacionales, Cultura y Medios, Derechos Humanos, Internacional, Norteamérica, Opiniones
Tags: , ,

Noticias diarias

Escriba su correo electrónico para suscribirse a nuestro servicio diario de noticias.

Buscar

 

Catálogo de documentales

Renta Básica

Jornadas FCINA-Internet Ciudadana

Todos los domingos

Cuaderno de cultura

¡Movilicémonos por Assange!

App Pressenza

App Pressenza

Programa de Radio

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

Foro para la integración de NuestrAmerica

Foro para la integración de NuestrAmerica

Telegram Pressenza

Conéctate con nuestro canal Telegram

Archivos

Except where otherwise note, content on this site is licensed under a Creative Commons Attribution 4.0 International license.