Una racionalización para una organización sin límites: Un camino hacia la paz positiva

15.01.2020 - Redacción Chile

Este artículo también está disponible en: Inglés

Una racionalización para una organización sin límites: Un camino hacia la paz positiva
(Imagen de Pressenza)

Por Howard Richards

Esto se trata de una propuesta de un marco pragmático, funcional y realista para hablar, pensar y construir instituciones.1

El hecho fundamental de la historia de la humanidad y de las ciencias sociales es la existencia de individuos humanos vivos. Esto implica la organización física (körperliche Organización) de la producción o recolección de alimentos y, en general, de todo lo que se necesita para hacer posible la existencia humana. Como dijo Platón: «El verdadero creador es la necesidad, que es la madre de nuestro invento». …Ahora bien, la primera y más grande de las necesidades es el alimento, que es la condición de la vida y la existencia.2

Los seres humanos son una especie que se organiza a sí misma creando culturas. Las reglas culturales constituyen posiciones materiales (es decir, roles y relaciones). Las posiciones materiales constituyen estructuras sociales. Los poderes causales de las estructuras sociales explican los fenómenos en la ciencia social de manera análoga a la manera en que los poderes causales de las estructuras naturales (por ejemplo, moléculas, células, placas tectónicas) explican los fenómenos en la ciencia natural.3

La historia de la humanidad es una historia de organizaciones. Las Körperliche Organisationen son creadas por criaturas sociales reflexivas, juguetonas, que cuentan historias, espirituales y morales. Se ponen a prueba en el fuego de la experiencia. Algunas de ellas son sostenibles. Algunas se adaptan para hacer frente a nuevos desafíos. Otras no.4

Cada sociedad tiene una estructura cultural básica. Consiste en las reglas culturales que constituyen las posiciones materiales (estructuras sociales) que determinan cómo y si las necesidades básicas de las personas serán satisfechas; y cómo y si las relaciones de los humanos con el resto de la naturaleza serán armoniosas. Dado que los seres humanos son personas, sus necesidades básicas incluyen la dignidad, la libertad, la autoestima, la inclusión, el amor, el propósito, etc.; así como la alimentación, la atención médica, la seguridad, etc.5

Hoy en día, la mayor parte de la humanidad vive en una única economía mundial neoliberal. Su estructura cultural básica pretende tener una sola regla cultural: la libertad. Esa única regla constituye las posiciones materiales que definen el libre mercado. (La propiedad en el pensamiento liberal, a veces implícitamente; a veces explícitamente como en Kant, la escuela austriaca y Jean-Baptiste Say; no suele ser una norma cultural separada, sino un aspecto o corolario de la libertad). Los puestos clave son el comprador y el vendedor. Adam Smith expresó su espíritu cuando escribió que para conseguir el pan de cada día apelamos siempre al interés propio de nuestro panadero, nunca a nuestras necesidades o a su benevolencia.6

A menudo cuando uno escribe, «la estructura cultural básica de la modernidad liberal occidental (ahora global) es (o pretende ser) la libertad», también se podría escribir contrato, siguiendo a Sir Henry Maine; o siguiendo a André Orléan, séparation marchande. La separación es tanto una condición como una consecuencia de que las relaciones humanas se reduzcan a lo que Lappé y Collins llaman «lazos basados en el dinero». Orléan añade: «…la puissance de la monnaie ne supprime en rien la conflictualité marchande et les luttes de puissance». 7

Inevitablemente hay una clase de perdedores, una clase de gente que no vende su fuerza de trabajo o cualquier otra cosa a un precio suficiente para mantener una vida digna y decente. Esta es una consecuencia lógica de la separación, erróneamente llamada libertad, también llamada por muchos otros nombres. No hay obligación de comprar. Por lo tanto, aunque hay un deber ético de servir a la sociedad, no puede haber un deber ético de encontrar un trabajo, y mucho menos un trabajo que pague lo suficiente para mantener una familia. Un trabajo requiere un comprador de mano de obra, no sólo un vendedor de mano de obra. La libertad de comprar y vender incluye la libertad de no comprar. El hecho de que una persona necesite un buen trabajo, no obliga a ninguna otra persona a contratarla. Comenzando con los primeros plebeyos (personas que no pertenecen a ninguna tribu) y proletarios (personas sin propiedad) alrededor del año 500 A.C. en Roma, las estructuras culturales y sociales básicas occidentales han generado perdedores.8

El Papa Francisco en Laudato Si (2015) tal vez no se dio cuenta de que al adoptar términos clave de la economía ortodoxa estaba usando palabras cuyos significados técnicos asumen los e.c.b. de la modernidad. Sí, salvar la biosfera y salvar a la humanidad de la extinción son bienes públicos. Sí, se trata de un caso de fracaso del mercado. Sí, la intervención del gobierno está por lo tanto justificada. Pero lo que se llama la crisis fiscal del Estado, alimentada en parte por la competencia fiscal que reduce los impuestos para fomentar la inversión, deja a los gobiernos incapaces de hacer lo que deberían hacer. La necesidad de poner la confianza de los inversores por delante de la ecología es una consecuencia de una Organización körperliche que hace que la vida de la mayoría de la gente dependa físicamente de la acumulación de capital por parte de unas pocas personas. El mismo e.c.b. hace que la creciente desigualdad sea la tendencia a largo plazo. Como explicó detalladamente Habermas, el mercado es la institución primaria; el gobierno, la secundaria.9

La e.c.b. tiende a castigar a los poseedores responsables de riqueza que comparten sus excedentes (al compartir evitan la avaricia, uno de los siete pecados capitales tradicionales, definido como tomar más de lo que se necesita). Con el tiempo, las familias que se concentran con una sola intención en acumular capital y luego lo reinvierten para acumular más capital ganarán, ceteris paribus, por las leyes del interés compuesto, más poder e influencia que los buenos ciudadanos que se preocupan y comparten.10

Si se empieza con la libertad, definida (erróneamente) como lo que E.F. Schumacher llamó «irresponsabilidad institucionalizada», se termina con una economía ingobernable. Los gobiernos no pueden corregir los fallos del mercado. Además de la corrupción y la política de poder, existe un imperativo estructural fundamental que hace que la vida de todos dependa de productores altamente eficientes y bien capitalizados. El inevitable (es decir, inevitable dado el e.c.b.) proceso de concentración del poder económico llamado «la ley de la sustitución» por Alfred Marshall. Conocida como la eficiencia superior de la producción de ciclos bien capitalizados por Eugen von Bohm-Bawerk.11

La organización sin límites propone un marco para cambiar el actual curso desastroso de la historia al cambiar su causa fundamental: la e.c.b., la separación, erróneamente llamada libertad. Requiere un alineamiento entre sectores para servir al bien común. Esto surgió de la práctica del desarrollo comunitario y la educación popular en Brasil, Honduras, Sudáfrica, Botswana, Mozambique y varios otros países latinoamericanos y africanos; y de una crítica a la psicología Lewiniana (el comportamiento es una función de la persona más el medio ambiente) que una vez fue dominante en los círculos de desarrollo. Sus metodologías aplican la Teoría de la Actividad Histórica Cultural de Vygotskyan. No se limita porque no trata a la persona o a la organización como si existiera por su propio bien; como si fuera el centro del universo, dedicado a sus propios objetivos e implementando sus propias estrategias autocentradas. Y porque para cualquier problema dado el número de soluciones posibles es en principio ilimitado. La OU practica la justicia cognitiva, aprendiendo de las epistemologías del Sur Global. Requiere una visión larga e inclusiva de los orígenes y la historia de la humanidad. El énfasis se desplaza de la crítica negativa a la construcción de una comunidad positiva. Las limitaciones de espacio prohíben decir más aquí acerca de cómo se hace. Los once puntos anteriores esbozan brevemente por qué es necesario.12

1 «Propuesta» en el sentido expresado por Richard Rorty, The Linguistic Turn. (1967) p.24.

2 Marx y Engels, La ideología alemana. (1845-46) p.6. Versión del Archivo de Internet de Marx y Engels; Platón, República, Libro Dos. Traducción de Jowett.

3C.H. Waddington, The Ethical Animal (1960); Douglas Porpora (1993) Cultural Rules and Material Relations Sociological Theory Vol. 11, pp. 212-229; Roy Bhaskar (cuarta edición 2015) The Possibility of Naturalism p. 38.

4 Jared Diamond, Colapso: How Societies Choose to Fail or Survive (2005); Arnold Toynbee, A Study of History (1934)

5 Christian Smith, ¿Qué es una persona? (2011); Víctor Frankl, La búsqueda de sentido del hombre. (1946). Muchos escritores usan diferentes palabras para hacer puntos iguales o similares a los que hacemos con el concepto de estructura cultural básica. Por ejemplo, Max Weber y Karl Marx escriben sobre las relaciones sociales (su Verhältnisse = nuestras estructuras), como la relación salarial.

6 Howard Richards, Understanding the Global Economy (2004); Joseph Stiglitz Globalization and its Discontents (2002). Adam Smith. La Riqueza de las Naciones (1776) Libro I, capítulo dos. «Una sociedad liberal es aquella que no tiene ningún ideal excepto la libertad». Richard Rorty, La contingencia de la comunidad. London Review of Books, 24 de julio de 1986.

7 Maine, Ancient Law. Sin embargo, al explicar la modernidad, Maine presta casi la misma atención a la propiedad, contrastando el Occidente moderno con otras instituciones de la propiedad, prácticamente todas ellas más colectivas y menos individualistas. André Orléan, L’Empire de la Valeur (2011) p. 165. Frances Moore Lappé y Joseph Collins, Food First (1974).

8 Keynes dedicó cerca de un tercio de su Teoría General (1936) a la debilidad crónica de la demanda, y la consiguiente ubicuidad del desempleo, el subempleo y los bajos salarios; y cerca de un tercio a la debilidad crónica del incentivo a la inversión. Vislumbró, pero no comprendió, que no se trata en última instancia de descubrimientos económicos o psicológicos. Son consecuencias de la estructura social y de la estructura cultural básica que constituye la estructura social

9 Jürgen Habermas, La crisis de la legitimación. (1975)

10 Milton Friedman comenta en Essays in Positive Economics (1953) que cualquier persona en los negocios que sea desviada por otras preocupaciones de maximizar la acumulación de beneficios no estará en los negocios por mucho tiempo. Marx escribe en el prefacio de la primera edición de El Capital (1867) que por mucho que un capitalista pueda elevarse subjetivamente a un nivel moral más alto, sigue siendo una criatura de relaciones sociales objetivas que no puede cambiar. Numerosos estudios ponen en duda su razonamiento, pero sigue valiendo la pena tener en cuenta su punto de vista.

11 Alfred Marshall, Principios de Economía. (primera edición 1890); Eugen von Bohm-Bawerk, Capital e interés. (1884)

12 https://unboundedacademy.org; Gavin Andersson, Unbounded Governance: A Study of Popular Development Organisations. (2018) (Una tesis doctoral de 2004 en estudios de desarrollo en la Open University del Reino Unido. Gavin Andersson y Howard Richards. Unbounded Organizing in Community (Organización ilimitada en la comunidad). (2015) (una guía práctica paso a paso.) www.unboundedorganization.org.


Traducción del inglés por Armando Yánez

Categorías: Internacional, Opiniones
Tags: , , ,

Noticias diarias

Escriba su correo electrónico para suscribirse a nuestro servicio diario de noticias.

En VIVO movilizaciones diarias en Santiago 19.02.20

Documental: el principio del fin de las armas nucleares

Renta Básica

Alerta Paz Colombia

Comunidad internacional en alerta por una Colombia en paz

Documental: RBUI, nuestro derecho a vivir

¡Movilicémonos por Assange!

2a Marcha Mundial por la Paz y la Noviolencia

App Pressenza

App Pressenza

Despenalizar la eutanasia

Milagro Sala

Programa de Radio

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

Foro para la integración de NuestrAmerica

Foro para la integración de NuestrAmerica

Telegram Pressenza

Conéctate con nuestro canal Telegram

Archivos

Except where otherwise note, content on this site is licensed under a Creative Commons Attribution 4.0 International license.