Abolición de armas nucleares: todo está conectado

16.05.2018 - Pressenza New York

Este artículo también está disponible en: Inglés

Abolición de armas nucleares: todo está conectado
Resolución de la ONU para prohibir armas nucleares en 2017.

Por Anthony Donovan,

Dorothy Day sabía cuánto gasto militar va directamente de nuestras necesidades humanitarias. Albert Einstein nos recordó en repetidas ocasiones que las armas nucleares eran una peligrosa falsa sensación de seguridad. Vamos a cantar desde las cumbres solo algunos de los logros de 2017:

El discurso de MLK, Jr.’s Beyond Vietnam fue honrado en todo el país. El 50° Aniversario: “El comunismo nunca será derrotado por el uso de bombas atómicas. Una nación que año tras año gasta más dinero en gastos militares que en la elevación social se acerca a la muerte espiritual”. De pie ante las políticas que crean la guerra, “los trillizos gigantes del racismo, el materialismo y el militarismo”, nos llevan en 2018 al 50° Aniversario de la Campaña de los Pobres.

El Papa Francisco defendió e inició la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Tratado para la Prohibición de las Armas Nucleares en marzo. Desafió “las principales amenazas a la paz y la seguridad con sus múltiples dimensiones en el mundo multipolar del siglo XXI como, por ejemplo, el terrorismo, los conflictos asimétricos, la ciberseguridad, los problemas ambientales, la pobreza, no pocas dudas surgen sobre la inadecuación de la disuasión nuclear como una respuesta efectiva”. Con lágrimas de júbilo el 7 de julio, este Tratado histórico, largamente esperado y duramente ganado, fue adoptado por 122 naciones. El 20 de septiembre, cuando se abrió al mundo para su firma, el Vaticano fue el primero en firmar.

Srs. Ardeth y Carol of Jonah House pusieron el Tratado directamente en manos de los comandantes de varias bases de la Fuerza Aérea en Colorado y Alemania.

El mismo día en que se abrió el Tratado, Amalgamated Bank of New York anunció que se estaba “desvinculando de la guerra” y no se ocupará de ninguna compañía que esté involucrada de cualquier manera con armas nucleares. El primer banco de EE. UU. en hacerlo, da un gran impulso al emergente movimiento internacional de Desinversión. Pedimos a todas las organizaciones e individuos que conozcan en qué compañías invierten sus fondos mutuos o planes de jubilación, y cómo su banco usa su dinero. Nos estamos conectando con las campañas climáticas, sabiendo que incluso una detonación será un revés catastrófico inmediato.

El Papa Francisco reunió en noviembre a funcionarios internacionales de alto nivel, expertos, académicos y líderes de la sociedad civil para discernir la mejor manera de alentar “Las perspectivas para un mundo libre de armas nucleares y para el desarme integral”

De muchas conclusiones el simposio declaró que las consecuencias de las pruebas o una detonación contaminan nuestra atmósfera y océanos, y “podrían constituir un crimen contra la humanidad”. Contribuyendo al miedo y al conflicto, la disuasión nuclear crea una cultura de “intimidación mutua” no estable o paz segura. Haciendo eco de las verdades de Dorothy Day, “gastar en armas nucleares desperdicia recursos que son necesarios para abordar las causas profundas de los conflictos y para promover el desarrollo … La paz se construye en una base de justicia”.

Quedando claro: “La amenaza de su uso, así como su posesión, debe condenarse firmemente… [Nosotros] debemos inspirarnos más bien en una ética de solidaridad”. El Santo Padre hace un llamamiento a todos los Estados para que ratifiquen el Tratado, y que La Iglesia Católica esté comprometida con ese diálogo esencial.

En el exterior durante las negociaciones del Tratado, los Trabajadores Católicos, entre otros, fueron arrestados por acciones no violentas frente a la Embajada de los EE. UU. llamando a nuestra nación hacia su responsabilidad hacia la abolición de las armas nucleares.

El Comité Nobel otorgó el Premio de la Paz 2017 a la joven organización, ICAN (Campaña Internacional para la Abolición de Armas Nucleares, formada en 2007 por los Médicos Internacionales para la Prevención de la Guerra Nuclear, ganadores del Premio Nobel de la Paz en 1985) por su organización de cientos de organizaciones de la sociedad civil para este Tratado de prohibición.

El 10 de diciembre, los dos representantes de ICAN entregaron valiosas conferencias Nobel cada una. Beatrice Fihn, “Solo hay una manera de evitar el uso de armas nucleares: prohibirlas y eliminarlas”.

Y la sobreviviente de Hiroshima, la Sra. Setsuko Thurlow, “El desarrollo de las armas nucleares no significa una elevación de los países a la grandeza, pero es digno de las profundidades más oscuras de la depravación. Estas armas no son un mal necesario. Son el peor de los males”.

El presidente del Comité Nobel, Berit Reiss-Andersen, ofreció una fuerte lógica para el Premio: “Llamar la atención a las catastróficas consecuencias humanitarias de cualquier uso de armas nucleares. … Las armas de hoy en día son mucho más destructivas que aquellas lanzadas en 1945. [La muerte y el sufrimiento de ellos continúa hasta hoy] Pueden matar a millones de personas y alterar el clima y desestabilizar sociedades nunca antes vistas por la humanidad. La noción de una guerra nuclear limitada es una ilusión… Es prácticamente imposible para los civiles protegerse a sí mismos… el uso o la amenaza de su uso son por lo tanto inaceptables por razones humanitarias, morales o legales”. Dijo que la “lógica de este equilibrio de terror” no era un asunto solamente para expertos o políticos, “las armas nucleares conciernen a todos”. Del TNP (Tratado de No Proliferación Nuclear) que los estados nucleares citan para continuar con el status quo, “no es exagerado decir que los estados poseedores de armas nucleares han cumplido en un grado limitado este compromiso y el compromiso de desarme que hicieron. “La Conferencia de Revisión del TNP pide “un compromiso inequívoco de los estados poseedores de armas nucleares para lograr la eliminación total de sus arsenales”. Añadiendo de forma vital,” Si el proceso de desarme se hubiera llevado a cabo como se esperaba, la lucha de ICAN… habría sido innecesaria. Es la falta de progreso hacia el desarme nuclear [y el incumplimiento de las obligaciones y compromisos asumidos] lo que ha hecho que sea necesario”. Los estados poseedores de armas nucleares argumentan que no han comenzado a cumplir con estos compromisos, porque otros están construyendo arsenales nucleares, promoviendo así un “círculo vicioso”. No aceptar el estancamiento, continuando, “ya se han establecido prohibiciones internacionales vinculantes para armas químicas, armas biológicas, minas terrestres y armas de racimo, precisamente por el daño y el sufrimiento que estas armas infligen a las poblaciones civiles. Desafía el sentido común de que las armas nucleares, que son mucho más peligrosas, no están sujetas a una prohibición comparable en virtud del derecho internacional. Muchos piensan que la visión de un mundo nuclear libre, cero global, es utópico o incluso irresponsable. Argumentos similares fueron usados una vez para oponerse a los tratados de prohibir [las armas anteriores]. Sin embargo, las prohibiciones se hicieron realidad y la mayoría de estas armas son mucho menos frecuentes hoy en día como resultado. Usarlos es tabú”.

Al momento de escribir esto, el tratado de prohibición ha sido firmado por 56 estados.

“¡El momento de honrar esto es ahora!”. El Comité confía en “una prohibición legal internacional y un amplio compromiso popular ejercerá presión sobre todos los estados con armas nucleares y agilizará el proceso”.

En septiembre de 2016, este escritor se sentó con las oficinas de 65 representantes estadounidenses de nuestro Servicio Armado y Comités de Apropiaciones para hablar de tres cosas: lo que una de las armas nucleares de hoy en día puede hacer, la incalculable cantidad de dinero de impuestos que esta industria nos cuesta, y si fueran conscientes del creciente movimiento de impacto humanitario internacional en torno a esto. En su mayoría, nadie parecía saber nada de lo anterior. Eso fue esclarecedor y muy perturbador.

Este 7 de diciembre con la oficina de la Senadora Kirsten Gillibrand revisamos nuevamente lo anterior junto con un informe sobre nuestro NY Amalgamated Bank local, el histórico Tratado adoptó dos cuadras de su oficina, el Premio Nobel de la Paz, vinculando los efectos de estas armas en su defensa declarada para el clima, y el Tratado es un enfoque más ventajoso que enfrenta la preocupación por el líder norcoreano que sigue nuestro propio razonamiento para la disuasión. La petición era continuar con seguimientos más informativos y tener un simple reconocimiento público de los tremendos esfuerzos del Tratado y el Premio Nobel de la Paz.

Nuestro trabajo es amar la vida, cuidar nuestros corazones y continuar en todos los sentidos para cabildear, llamar, caminar y seguir interactuando con todos y cada uno sobre el tema.

Papa Francisco: “Todo está conectado; y todos están conectados. Juntos podemos liberar al mundo de las armas nucleares, invertir en el desarrollo humano integral y construir la paz. “Estos eventos” no representan el final de la conversación, sino el comienzo del diálogo y la acción futuros”.

Los jóvenes lo entienden. Es nuestra responsabilidad dar todo lo que podamos para permitirles un mundo para vivir, amar y explorar. Adelante, juntos.

Traducido del inglés por Alejandra Llano

Categorías: Internacional, Norteamérica, Opiniones, Paz y Desarme
Tags: , , , , ,

Noticias diarias

Suscríbete ingresando tu correo electrónico para recibir un resumen diario de noticias.


Video presentation: What Pressenza is...

Milagro Sala

Programa de Radio

Renta Básica

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

Foro para la integración de NuestrAmerica

Foro para la integración de NuestrAmerica

Telegram Pressenza

Conéctate con nuestro canal Telegram

Archivos

Except where otherwise note, content on this site is licensed under a Creative Commons Attribution 4.0 International license.