Vulnerabilidades que cambian en Samos: Por qué los hombres jóvenes no siempre son los refugiados menos vulnerables

14.07.2019 - Gemma Bird

Este artículo también está disponible en: Inglés, Italiano

Vulnerabilidades que cambian en Samos: Por qué los hombres jóvenes no siempre son los refugiados menos vulnerables
(Imagen de Gemma Bird)

A menudo se supone que los hombres de entre 18 y 39 años de edad son los que tienen más probabilidades de sobrevivir en condiciones problemáticas en los centros de acogida de refugiados. Basándose en investigaciones recientes en la isla griega de Samos, Gemma Bird destaca que no siempre es así. Las vulnerabilidades no son fijas, y en entornos como el de Samos, es necesario satisfacer mejor las necesidades básicas de todos los grupos.

La isla de Samos es una de las cinco islas del mar Egeo que albergan un centro de acogida para los refugiados que llegan a Grecia (y a Europa) por mar. Según el ACNUR, hay alrededor de 3.500 personas esperando en la isla una decisión sobre la siguiente etapa de su caso de asilo (aunque otras organizaciones sugieren que este número es de hecho mayor). Esto podría implicar la espera de sus primeras entrevistas de asilo, la espera de una decisión, la impugnación de un primer rechazo o la espera de una tarjeta abierta que les permita trasladarse a otro lugar de Grecia. La población actual es de 51% hombres y la mayoría de los hombres tienen entre 18 y 39 años (de hecho, el 46% de la población total pertenece a esta categoría según el ACNUR).

Este grupo demográfico es a menudo el que se considera más fuerte y más capaz de sobrevivir en las problemáticas condiciones del Centro de Acogida. El Centro de Recepción todavía depende de tiendas de campaña para alojar a parte de su población: a temperaturas de 30-35 grados, estas tiendas son demasiado calientes y ofrecen poca protección del exterior. En el invierno esto significaba poca protección contra las tormentas y las ratas, ahora esto significa poca protección contra el calor extremo, contra las ratas y las serpientes. Estas condiciones se ven exacerbadas por una limitada cantidad de agua diaria que conduce a la deshidratación.

Con este telón de fondo, la manera en que pensamos y nos involucramos con el concepto de vulnerabilidad se vuelve importante. Las vulnerabilidades pueden alterarse y potenciarse si no se satisfacen las necesidades básicas como la vivienda y los alimentos. Es importante tener acceso a agua adicional en este tipo de calor, así como a alimentos que no dependen de la capacidad de una persona para esperar en fila. En el Centro de Recepción se proporcionan tres comidas al día, pero el acceso a ellas depende de un sistema de espera y, dependiendo de la época del año y de la rapidez de la entrega, se calcula que el tiempo de espera en la fila oscila entre dos y cinco horas por comida.

A las personas de edad avanzada o embarazadas les resulta más difícil hacer cola para acceder a los alimentos. Del mismo modo, si usted es una persona que viaja sola, tiene menos oportunidades de compartir la carga de las colas. Una familia puede turnarse para estar en línea y recolectar las provisiones para el grupo más amplio, pero un individuo no tiene estas oportunidades. Como nosotros (yo mismo y mis colegas del proyecto IR_Aesthetics) hemos escrito en otras partes, hay un papel central que desempeñan las ONG y los sectores activistas en el apoyo y complementación de las disposiciones del Estado. Ya sea en el apoyo a las tareas escolares, o en la educación adicional de los niños en zonas que no tienen suficientes plazas escolares, o en la satisfacción de las necesidades básicas de los más vulnerables.

Desde nuestra última visita a Samos en enero de 2019, el número de ONG en la isla ha aumentado, con grupos que trabajan para proporcionar apoyo a las diferentes vulnerabilidades y para proporcionar espacios en los que las personas puedan escapar del Centro de Recepción y del calor durante el día. Mientras que organizaciones más establecidas como los Samos Volunteers y Still I Rise continúan haciendo un trabajo vital, nuevos grupos han formado o establecido un puesto de avanzada adicional en la isla para llenar los vacíos en la prestación de servicios.

Una de estas ONG, el Proyecto Armonía, se formó con la intención de proporcionar comidas saludables en un entorno seguro y acogedor para las personas más vulnerables de la isla. Después de haberse hecho cargo de un restaurante en la ciudad de Vathy, cuando abran en las próximas semanas estarán proporcionando a 150 personas comida nutritiva y sabrosa, sin tener que hacer una larga cola. Su intención es aumentar este número y poder atender no sólo a las personas tradicionalmente asociadas a la vulnerabilidad (embarazadas o mayores), sino también a los hombres solteros, que viajan solos y que, de otro modo, tienen que pasar gran parte del día esperando en una cola para recibir las tres comidas diarias que les proporciona el Centro de Recepción.

Los hombres solteros que viajan solos no suelen estar asociados a la vulnerabilidad, por lo que es más probable que se encuentren en tiendas de campaña que en contenedores, y el tiempo que esperan para tomar una decisión sobre su caso puede ser mayor. Este grupo también es a menudo pasado por alto por las ONG que, con recursos limitados, tienen que centrarse primero en otros grupos tradicionalmente más vulnerables. El Proyecto Armonía reconoce esta laguna en la prestación de servicios y el efecto que tiene en la vulnerabilidad de este grupo. Hablan de la necesidad de apoyar a los jóvenes que viajan solos a través de su proyecto.

No sólo están haciendo esto a través de la provisión de comidas y un espacio seguro, sino también a través de la provisión de oportunidades para ser parte de la organización, para administrar el restaurante, y para adquirir las habilidades necesarias para trabajar en catering después de salir de Samos. Este enfoque en la alimentación y las habilidades es importante, porque como me dijo el equipo, «si hablas con todo el mundo, todo se reduce a alimentos y agua», y al proporcionar ambos en un entorno seguro y acogedor, son capaces de llenar uno de los muchos vacíos en suministros en la isla».

Las vulnerabilidades no son fijas, no siempre son las mismas en cada entorno. Los hombres jóvenes no siempre son los menos vulnerables, y en entornos como el de Samos, las necesidades básicas de todos los grupos deben ser atendidas mejor.

Artículo original.


Traducción del inglés por Antonella Ayala

Categorías: Europa, Migrantes
Tags: , , , ,

Noticias diarias

Suscríbete ingresando tu correo electrónico para recibir un resumen diario de noticias.


Documental: RBUI, nuestro derecho a vivir

Documental: el principio del fin de las armas nucleares

2a Marcha Mundial por la Paz y la Noviolencia

Renta Básica

Alerta Paz Colombia

Comunidad internacional en alerta por una Colombia en paz

App Pressenza

App Pressenza

Despenalizar la eutanasia

Milagro Sala

Programa de Radio

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons

Foro para la integración de NuestrAmerica

Foro para la integración de NuestrAmerica

Telegram Pressenza

Conéctate con nuestro canal Telegram

Archivos

Except where otherwise note, content on this site is licensed under a Creative Commons Attribution 4.0 International license.